La sanidad pública elige la superstición y la charlatanería

En El Retorno de los charlatanes se nos informaba ayer de que, según noticia de El País, la ministra de Sanidad Leire Pajín programa “regular” las mal llamadas “terapias alternativas” (que no son ni terapias ni alternativa a nada hasta que demuestren lo contrario) y, entre ellas la quiropráctica. A una pregunta del senador Iñaki Anasagasti,  precisamente sobre la quiropráctica (gran interés muestra este señor en el asunto), la ministra responde de manera que se entiende que en la regulación va a ir incluido todo el “pack” de tonterías que se engloban bajo este sinsentido epíteto de “terapias naturales”.

Pensando en el asunto, me gustaría que la ministra dijera claramente cuánto dinero de la sanidad pública (a algunos se les niega el derecho a ciertos servicios sanitarios o tienen que desplazarse cientos de kilómetros para ser tratados por la medicina científica) va a dedicarse a estas cosas y si está dispuesta a pagar con el dinero público tratamientos homeopáticos para los siguientes “males”:

De paso, explicar cómo hacer pasar la venta de agua o pastillas de azúcar como medicamentos (sin eficacia demostrada) a un precio poco razonable, tanto que estaríamos ante la misma situación que se dio con la Power Balance que la propia ministra esponsorizó en su momento (por cierto, que por qué para un timo sí y otro no se aplica la legislación es un enigma, salvo que a las tonterías más antiguas se les presuponga más veracidad)

En fin, un ejemplo de lo que es la tontería new age de cierta izquierda que avergüenza.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.